El auge de edificaciones de energía Neto-Cero

  • Por Costos
  • 16/02/2024
  • 0
  • 605 Vistas

El recuento de edificaciones de energía neto-cero a nivel mundial experimentará una expansión significativa en los próximos años, según un nuevo informe de la firma global de inteligencia tecnológica ABI Research. Impulsado por imperativos climáticos, apoyo político y tecnologías maduras, se pronostica que el mercado experimentará una tasa de crecimiento anual compuesto (CAGR) del 29% hasta 2027.

“Con las edificaciones representando más de un tercio del consumo global de energía, el sector inmobiliario está bajo una creciente presión para adoptar el concepto de energía neto-cero”, explica Dominique Bonte, vicepresidente de mercados finales en ABI Research. “Gobiernos, corporaciones y la sociedad en general reconocen el papel fundamental que desempeñan los edificios en la reducción de emisiones y el uso de energía”.

A pesar de representar actualmente solo el 0,023% de las edificaciones globales, el segmento de energía neto-cero está ganando un fuerte impulso. El informe proyecta más de 5.500 edificios comerciales y residenciales de energía neto-cero a nivel mundial para 2027, frente a los 1.200 en 2022. Aunque aún es un nicho, este crecimiento señala la transición acelerada hacia bienes raíces de alto rendimiento.

Diseño biofílico integrando naturaleza y vegetación, generado por IA.

Esta evolución se facilita mediante avances en energía renovable, software de eficiencia y materiales sostenibles. La fotovoltaica solar, la calefacción geotérmica y el almacenamiento de baterías hacen posible la generación de energía cero-carbono in situ. Sistemas digitales gemelos y software de gestión de edificios de empresas como Siemens, Schneider Electric y Univers optimizan el rendimiento. Materiales que almacenan carbono y técnicas de construcción circular reducen los impactos durante todo el ciclo de vida.

MEF y BCR abordaron agenda económica

Las regiones que lideran la carga en edificaciones neto-cero incluyen América del Norte, Europa Occidental y centros urbanos progresistas en Asia Pacífico. Políticas de apoyo, liderazgo tecnológico y conciencia climática impulsan estos mercados.

Inicialmente, las edificaciones neto-cero llevan un 5-19% de prima para comercios y 5-15% para residenciales. Sin embargo, la inversión se recupera a lo largo de décadas de operaciones gracias a costos de servicios públicos y mantenimiento dramáticamente reducidos. Demostrar impactos de valor positivos para propietarios y ocupantes sigue siendo una prioridad.

“Las tecnologías ahora existen para hacer que la energía neto-cero sea factible a gran escala”, concluye Bonte. “Pero el ecosistema inmobiliario debe continuar colaborando en construcción, política, finanzas y tecnología para hacerla accesible y atractiva para los propietarios a nivel mundial.”

Estos hallazgos son del informe de análisis de aplicaciones “From Energy-Efficient to Net-Zero Buildings” de ABI Research.


Fuente: Construcción Latinoamericana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *